26 agosto 2006

La joven del agua

Escribir críticas me gusta cuando pasa una de las siguientes cosas: que me encante la película o que la deteste. Este no es el primer caso.

Tampoco el segundo, así que haré un esfuerzo. A ver... la detesto, me ha parecido horrenda sí, pero me es muy difícil hablar mal de Shyamalan porque adoro sus 4 películas anteriores. Soy fan. Y como tal, haré lo posible por no insultarlo.

La joven del agua es la historia de una extraña mujer que una noche aparece en la piscina de una urbanización y es descubierta por el conserje, Cleveland Heep(Paul Giamatti), un hombre triste que vive encerrado en su mundo a pesar de estar rodeado de gente.

La película, como las anteriores del director, indaga sobre temas recurrentes: la fé, la identidad, lo desconocido... pero esta vez lo hace sin ton ni son. La propuesta no se sostiene.

La joven del agua es un cuento y empieza como tal, unos dibujos nos enseñan la historia de las ninfas marinas. A partir de aquí el director, que ha puesto sus cartas sobre la mesa, puede hacer lo que le apetezca. Así que cuando la joven aparece en la piscina ya sabemos quien es. No hay suspense ni nada que ocultar. La cosa empieza a flojear cuando descubrimos que Cleveland no duda ni un segundo. No solo no lo duda, ni él ni nadie. Los personajes se entregan al asunto y todo se convierte en lineal.




El principal problema de esta película -mejor dicho el formal, porque del contenido hay mucho que decir- es el tema de la motivación de los personajes. No se sabe qué quieren, qué persiguen... y lo poco que se sabe, aburre. No se puede sostener una película si se deconoce el objetivo de los personajes.

Lo que le pase a la chica la verdad que nos importa un bledo, porque su personaje no existe... entonces ¿Qué sentido tiene un cuento en que ninguno de sus protagonistas corren peligro?

La sutileza y el ocultamiento eficaz de información, dos bazas de sus anteriores películas, aquí brillan por su ausencia. Todo está subrayado. Para que no nos perdamos, una china nos va a contar exactamente todo lo que tenemos que saber. El cuento es transcrito por la hija de esta (doblada por una psicópata) que no escatima en detalles sobre el argumento con el que nos vamos a encontrar.

Además del tema de los personajes, hay un tema más preocupante a nivel narrativo: La película no encuentra el tono. No es terror pero quiere serlo y eso es mortal. Sobre este tema hay mucho que decir porque yo siempre he defendido que tanto El bosque como Señales eran puro cine de terror. Claro que esto da para un debate largo y cansino.

Pero el asunto formal es lo de menos si no fuera porque hay algo más grave aún y es el fondo de la película. Esta vez el director se pone a sus espaldas la mochila de mesías, y nos cuenta sin ruborizarse lo maravilloso que es su cine para el mundo, lo tremendos que son los críticos, lo complicado que es crear y nos regala unos cuantos guiños para que entendamos por qué la narración comercial es peor que la artística, que es la suya claro. Con un sentido del humor digno de un sociópata, Shyamalan convierte su película en la mayor muestra de onanismo de la historia del cine. Vamos, que a su lado Lars von trier, es un principiante.

De todos modos soy fan ¿eh? fan cabreada pero fan y tengo fé en él, tanta como me enseñaron sus películas.

6 comentarios:

SisterBoy dijo...

Completamente de acuerdo.

A la china no la doblaba un psicopata, es posible que la doblabra un chino que no es actor de doblaje sino un chino que habla el español con acento chino y que por eso fue escogido para el trabajo

Esta aberración comenzó a practicarse en El ultimo samurai y no creo que vayan detenerse

Adán dijo...

Buscando en eldoblaje.com tenemos que a la joven china la dobla MIMOYO MIYA que si no es china debería cambiarse el nombre ya.

Muy profesional no será porque es el único doblaje que aparece.

Una cosa que no entendí es porque la madre de la china cuenta la historia a trozos. Ni que fuera un secreto de estado.

La Cotilla dijo...

Me encanta la propuesta de hacerlo en un psiquiatrico, saldría una peli maravillosa.

SisterBoy dijo...

De hecho estoy reescribiendo el guión, ya les informaré.

MIMOYO MIYA!!!!! BANZAIIIIIIIIIIII

SisterBoy dijo...

No sé por qué me descojono, como lo hagan en la versión japonesa de Flag of our fathers estamos aviados :(((((

Doc Moriarty dijo...

A Shyamalan le puede su egocentrismo, sí, pero la película me sigue pareciendo un bello cuento de hadas (ni más ni menos).

http://themoviesnatchers.blogspot.com/